28 dic. 2009

Inocencio


Hace años que ni gasto ni me gastan inocentadas y, quizás por eso, esta vez me pillaron, pero bien. Ocurrió hace casi una semana, el día de mi cumple, cuando de repente suena el teléfono y era un número que no tengo registrado. La voz en el otro lado del aparato se parecía a la de un primo mío, con lo cual supuse que era una de estas llamadas familiares tontas en las que te toman un poco el pelo. Y seguí el juego... Sin saber que estaba en directo, directísimo, con RadioBlog Luz de Gas. Y claro, sucedió esto:







Me di cuenta de quien hablaba cuando era demasiado tarde... Aprecio mucho a Juan Duque, autor de Radio Blog Luz de Gas, y a Lukas Thywalls, colaborador del programa, pero ¡¡¡que sepais que os la tengo guardada!!! Hay otros "Días de los Inocentes", MUAJAJA...

Dicho esto, recomiendo a todo el mundo que escuche el programa de Luz de Gas, cada miércoles de 6 a 7 de la tarde, con entrevistas a diversos blogueros (tú mism@, si lo deseas) e incluso a varias personalidades de la actualidad. Aquí podeís escuchar completo el contenido de ese día:






Por cierto, no estaba colocado con pegamento, ni emporrado, ni bajo los efectos del alcohol o del azúcar de los polvorones, sólo algo resfriado. Es que ya me han dicho que mi voz sonaba a algo así, o a macarra de barrio... Pues si que, cornudo y apaleado...

2 Relámpagos:

Efter dijo que...

Este comentario ha sido eliminado por el autor.

Efter dijo que...

Dábale arroz a la zorra el abad.